El ácido hialurónico es una sustancia que se encuentra de forma natural en el organismo. Forma parte de los tejidos de la piel, cartílagos, líquido sinovial y es parte fundamental de las células. Además, ayuda a la recuperación de la dermis interna tanto el que se produce de forma natural como es el que es administrado en tratamientos de belleza. Por todo esto es un producto que lleva años revolucionando el sector de la estética y cirugía. Sus propiedades beneficiosas pueden ser utilizadas tanto por métodos tópicos como mediante inyecciones.

Además, como complemento para las articulaciones es tomado en polvo o comprimidos. Este ayuda en la regeneración de cartílagos y fomenta un mejor crecimiento de huesos.

Desde tratamientos de belleza para rejuvenecer la piel, en los que se aplica de forma externa o tópica, hasta la utilización en rellenos faciales a base de inyecciones de ácido hialurónico. Esta sustancia es una auténtica innovación para la piel y salud humana. Gracias a sus pocos efectos secundarios tiene múltiples aplicaciones y todas ellas pueden realizarse con muchísima seguridad

Propiedades del ácido hialurónico

Es una sustancia cristalina y pegajosa tanto en el cuerpo humano como en forma sintética. El ácido hialurónico tiene la propiedad de aumentar su tamaño mil veces gracias a la captación de agua, lo que le da un gran poder hidratante y rejuvenecedor. Utilizado en tratamientos estéticos ayuda a regenerar el colágeno y la estructura interna de la piel. En medicina regenerativa y en enfermedades articulares ayuda con la eliminación del dolor y mejora el movimiento de las articulaciones. Gracias a sus propiedades lubricantes dentro de las articulaciones se usa y sirve para una gran variedad de tratamientos y dolencias.

También puede presentarse seco o hidrolizado, en polvo. En este caso su aspecto es similar al de otras sustancias de venta en botes o en comprimidos…

Tipos de producto y su formato

El producto que más se utiliza en medicina estética es una sustancia de síntesis biodegradable en forma de gel. Su aplicación consiste en mezclarlo con el que ya existe en la piel, el natural del organismo, y juntos provocar que el colágeno sea relanzado. Estos dos productos en unión favorecen el rejuvenecimiento facial. Ambas sustancias, crean una mayor densidad y volumen celular cuando trabajan en conjunto. Debido a que tiene distintas propiedades el ácido hialurónico se puede encontrar en diferentes formatos: crema, gel, serum e inyecciones. Todas estas formas de presentación son englobadas en dos: reticulado y no reticulado.

Ácido hialurónico en crema.Su utilización es para tratamientos de belleza de uso tópico o externo. Normalmente se aplica una pequeña cantidad de producto sobre la piel igual que una crema hidratante. En este tipo de formato se encuentra mezclado con otras sustancias para buscar una amalgama de efectos beneficiosos. Cabe destacar que las cremas tienen un porcentaje algo menor de producto pero al aplicarse sobre la cara, rostro o cuerpo junto con otros principios activos los efectos pueden ser notables.

Lo que se busca con este tipo de cremas faciales es una mejora paulatina añadiéndola a la rutina diaria de cuidados.

Serum y gel. Las propiedades que tiene este producto en forma de serum son hidratantes, reafirmantes y de acción rejuvenecedora para la piel de la cara. Esta forma de presentación tiene efectos más potentes que las cremas. Y es gracias a su debido mayor concentración de producto. Puedes encontrar un porcentaje mayor o una cantidad más alta de hialurónico en un bote pequeño.

La diferencia estriba en la forma de elaboración. Para hacer serum no se utilizan grasas o productos aceitosos y esto hace que el porcentaje que puedes comprar sea mayor. Lo puedes conocer también como ácido hialurónico puro y la presentación en este formato es en botes más pequeños. Hace falta utilizar menos producto para obtener los mismos resultados. Así que el precio del serum es superior al de la crema. En un gramo de este hay más hialurónico que en uno de crema. Algo que hace lógico que cueste más.

Ácido hialurónico en inyecciones

Esta es la forma más pura y también la recomendada para el uso exclusivo en clínicas de estética y médicos para rehabilitaciones. En este formato se distinguen dos usos: estética y rehabilitación.

En tratamientos estéticos o de belleza las inyecciones o infiltraciones de ácido hialurónico se usan como relleno facial, aumento de labios y tratamientos para eliminar las ojeras. Y dependiendo de la zona en donde se inyecte serán distintas sus propiedades y funciones.

En la zona del entrecejo se utiliza un producto para eliminar el ceño fruncido y en los pómulos, aunque sigue siendo la misma sustancia tiene una composición diferente. Algo similar sucede para aumentar labios. Dadas las características diferentes de cada zona de la cara es necesario que el gel haya sido diseñado de manera distinta para crear estructuras internas parecidas, pero no iguales. Es por esto que es muy importante conocer las propiedades y beneficios en el organismo. Aplicar las inyecciones en cada zona corporal adecuadamente es fundamental.

En este sentido, cabe destacar marcas como Restylane, Juvederm, Radiesse o Sculptra. Todas ellas marcas de ácido hialurónico inyectable para uso exclusivo de especialistas. Estos, las utilizan en procedimientos de rellenos faciales y aumentos. Puedes conocer más sobre este tipo de estética en qué debes saber sobre los rellenos de arrugas.

Rehabilitación y articulaciones. Asimismo, existe otra utilidad para esta maravillosa sustancia. En tratamientos de rehabilitación tiene muy buenas propiedades y es utilizado en enfermedades reumáticas. El uso, a priori, puede parecer similar al del relleno facial, aunque su funcionamiento nada tiene que ver. Es decir, se trata de aplicar una inyección con gel de hialuronato sódico. La diferencia radica en que en el rejuvenecimiento de la cara se aplica en la dermis interna, bajo la piel, y en el tratamiento de la artritis de rodilla el ácido hialurónico se infiltra dentro de la articulación. A pesar de ser el mismo procedimiento, inyectar, son productos diferentes al igual que sucede con las distintas zonas de la cara.

Un procedimiento da volumen y tonifica el aspecto de la piel, el otro, mejora las condiciones de las articulaciones y elimina el dolor. Una misma sustancia desarrollada de manera diferente que satisface demandas para mejorar la salud de las personas.

Duración de los efectos y del tratamiento

El ácido hialurónico es un producto que el paso del tiempo hace que sea asimilado por el organismo. Esta faceta es algo bueno y aportar múltiples beneficios. Proporciona a las células un sistema acuoso y nutritivo que es consumido por los tejidos y un conglomerado lubricante para las articulaciones.

El intervalo durante el cual se notan sus efectos beneficiosos varía en función del tipo de producto usado, la cantidad añadida, la forma de utilización, así como de la zona tratada. Es decir, que en las articulaciones tiene una duración y en el aumento de labios y tratamientos de belleza otra.

El producto clínico se presenta bajo la forma reticulada (densa) o no reticulada (fluida). La primera tiene un efecto más duradero en el tiempo, de 6 a 9 meses e incluso más, y la versión fluida tiene una duración alrededor de 3 mesesaproximados.

Aunque parece un contrasentido indicar que la duración y efectos son dispares tiene todo el sentido del mundo según la explicación que hemos dado en el artículo. Es la misma sustancia, pero productos diferentes debido al proceso de fabricación. Su utilidad es múltiple, así como el tiempo que proporciona resultados visibles.

Al tratarse de un producto biodegradable, y que el organismo consume de manera natural, tiene la ventaja de ser eliminado paulatinamente. Por lo tanto, cuando se realizan infiltraciones y rellenos faciales el resultado siempre es reversible. Esto es genial ya que evita los posibles efectos adversos que la cirugía estética a veces ocasiona.

Así que tienes que ser consciente que sus cualidades y propiedades tienen un tiempo de duración limitado. Dentro del organismo tiene fecha de caducidad o, más bien, un tiempo limitado hasta que es asimilado por completo. Algo que hace que desaparezca mientras mejora los tejidos orgánicos. No obstante, esto, si lo piensas, al final es lo mejor. Puedes ir retocándote en los lugares que más lo necesitas y mejorar el aspecto mientras cambia con la edad.

Te animamos a que leas el resto de secciones de la web y y hables con nosotros sobre todos los tratamientos y productos.

 

Contact Us On WhatsApp
Share This